OFICINA DE TURISMO EN TEVERGA


El pabellón se concibe como una caja elevada del suelo, asentada sobre un solar residual en la trama de San Martín, que se aleja de las arquitecturas circundantes para poder crear un nuevo espacio cualificado en el pueblo. Se define una caja de 9 x 4 x 4 metros levantada del suelo y volada en el perímetro, con el frente abierto totalmente. La entrada se realiza lateralmente a través de un plano inclinado y una doble puerta corredera, una acristalada y la exterior como la piel envolvente.

La envolvente del pabellón se resuelve con la utilización de dos materiales, la madera de iroco y el acero corten. Se utiliza tabla de 14 cm de madera de iroco colocada en horizontal sobre rastrel con una separación de 1 cm –fachada ventilada-, y para los remates en esquinas y bordes, así como remate del peto en cubierta, el acero corten de 1 mm plegado en L de 60.60, colocados rompiendo la esquina.

El interior se realiza con la misma madera, tanto en el suelo como en las paredes. Se invierte el sentido de la colocación, en vertical, sobre rastrel y machihembrada. La barandilla en el acceso se formaliza con una pletina de acero corten.